28 de marzo de 2017

15 Curiosidades de Lavapiés, el barrio más multicultural de Madrid

El barrio de Lavapiés se ha convertido en un lugar que no deja de sorprendernos cada vez que andamos por sus calles. Es un barrio lleno de contrastes donde conviven más de 100 nacionalidades diferentes. Un lugar ideal para viajar a miles de kilómetros en tan solo unos metros de distancia entre local y local. Podemos comer en un hindú o en un bar castizo, tomar unas cañas artesanales, sidra, té o mojitos sin salir de una misma calle.



Pero todo eso ya nos lo imaginábamos, vamos con lo diferente y curioso del barrio de Lavapiés, vamos a hablar sobre lo que nos llamó la atención un día que se nos ocurrió hacer un tour solidario por el barrio madrileño. ¡Qué de cosas aprendimos!

15 curiosidades del barrio de Lavapiés 



1. La única iglesia atea en Madrid ¿y el mundo?


La Iglesia Patólica o el Paticano es una iglesia atea que creó Leo Bassi y cada domingo a las 13h imparte la misa como cura para adorar al pato de goma amarillo. El pato es un dios que trata de representar la imperfección y Leo Bassi lo presenta a través del humor, de ahí que se fundara el 28 de diciembre de 2012.

Es un local muy pequeño, donde apenas entrarán 20-30 personas cuyo dogma es que no hay dogma. Merece la pena visitar el Paticano de Lavapiés porque es muy curioso, el local puede que sea un poco lúgubre y está lleno de “trastos”, hay patos por doquier y frases que no dejan indiferente.

Paticano o la Iglesia Patólica en Lavapiés


2. Origen del nombre del barrio de Lavapiés


No hace falta pensar mucho para descubrir el origen del nombre del barrio, aunque ¿te lo habías preguntado alguna vez? De todas formas no es tan sencillo ya que se barajan varias hipótesis al respecto.

La primera de ellas y más conocida, es lo que representa la placa de la Plaza de Lavapiés donde podemos ver la ilustración de una fuente. Esta fuente sería el lugar donde se lavaban los pies los vecinos del barrio de Lavapiés, de ahí su nombre.

Otra teoría que nos contaron está relacionada con el terreno donde se encuentra Lavapiés.  El barrio está repleto de cuestas y dicen que hace años cuando no estaba urbanizado aún, por sus calles pasaban dos arroyos que culminaban en uno final. Cada vez que llovía las calles se llenaban de agua y la gente se mojaba o “lavaba” los pies accidentalmente.

¿Con cuál de las dos hipótesis te quedarías? A nosotros nos gustó más la segunda opción ;).


3. Un oasis urbano en Lavapiés


Hemos bautizado a “Esta es una Plaza” como el oasis urbano de Lavapiés o Madrid. Es un jardín autogestionado por los vecinos de Lavapiés, un lugar en el que te evades con solo entrar. Cada domingo imparten talleres de reparación de bicicletas, varias veces a la semana cuidan las plantas y el huerto urbano que tienen, incluso los niños cuando dejan de jugar con algunos juguetes los llevan allí para intercambiarlos.  Son iniciativas sociales que consiguen unir más a la gente que vive en el barrio, nos encantó la idea.

Además, sus paredes están adornadas como no podía ser de otra manera, con majestuosos graffitis. El que más nos llamó la atención fue el escudo de Madrid retocado, como se suele decir: una imagen vale más que mil palabras

Esta es una Plaza está en la calle Doctor Fourquet, merece la pena una visita, pero mantengámoslo como uno de los secretos mejor guardados, sshhh!

Esta es una Plaza en Lavapiés


4. Un hospital convertido en Mercado


El Mercado de San Fernando en plena calle de Embajadores, antiguamente era un hospital. Lo curioso no es solamente que se haya convertido en un mercado, sino que los primeros años en el hospital solo atendían a pacientes catalanes, después de las quejas de los madrileños, empezaron a atender también a los ciudadanos de la capital.

Hasta 1944 no se constituye como mercado, por lo tanto no pasó de hospital a mercado, tuvo más fases incluso estuvieron a punto de cerrarlo pero entraron colectivos de Lavapiés y Malasaña (como el patio maravillas y tabacalera) y consiguieron darle una nueva imagen al mercado con productos ecológicos y puestos artesanales entre otros.

Hoy en día, es un mercado con gran ambiente los fines de semana y otro dato curioso es que hay una tienda “La Casquería” donde venden libros al peso como si fuese una carnicería, imagínate, 10€ el kilo de libros ¡muy curioso!


5. Corralas que unían vecinos


Las corralas son edificaciones que se construyeron entre los siglos XVI-XIX por problemas de espacio en Madrid. Se caracterizan por ser pequeños apartamentos unidos por un balcón común que dan a un patio interior. Esta estructura hacía que la relación entre los vecinos fuera más estrecha.

La corrala más conocida de Madrid es la de la Plaza de la Corrala (con patio abierto a la calle Mesón de Paredes) que en estos momentos está en restauración. Fue construida en 1839 por el arquitecto Mariategui, el ayuntamiento trató de echarla abajo pero los vecinos consiguieron que no lo hiciera.  Y en 1977 fue declarada Monumento Nacional.

Hay alrededor de 400 corralas distribuidas por todo Madrid.

Corrala en Lavapiés


6. Huerto de plantas comestibles en la Casa Encendida


En el famoso Centro Cultural de la Casa Encendida donde ya llevan más de 24.000 actividades y 10.000 talleres impartidos, podemos encontrar un huerto urbano de plantas comestibles. Hay que subir hasta su terraza para poder ver el huerto, donde también hay otro jardín con un madroño, ciprés, enebro,… Y en verano se está de lujo, además no es tan cara como otras terrazas de Madrid para tomar algo.


7. Arte Urbano para dar y regalar


Junto al edificio de Tabacalera, la calle Miguel Servet es una de esas calles que me gusta mostrar cuando vienen amigos a visitarnos a Madrid. Es una calle repleta de graffitis chulísimos, un ejemplo del arte urbano de Lavapiés. Cada dos años se celebra el festival “Muros” (nació en 2014) y van cambiando los graffitis. El primer año la temática fue libre, pero en 2016 los paneles estaban centrados en la naturaleza.

Ya os hablamos sobre el Arte Urbano de Lavapiés y otras curiosidades de la zona de Embajadores cuando hicimos el tour de Turismo Raro en Madrid.

Arte Urbano en la Calle Miguel Servet, Lavapiés. 


8. La casa de los baños en Embajadores


Junto a la glorieta de Embajadores, encontramos la Casa de los Baños, un sitio donde la gente va a ducharse. Cada uno se lleva su toalla, champú,… y dispone de agua caliente durante el tiempo que esté dispuesto a pagar. Está abierto a todo el mundo, en un principio cobraban 15 céntimos por 20 minutos de agua caliente, después de reformarla aumentaron el precio a 50 céntimos.

No es la única casa de baños que hay en Madrid, en Bravo Murillo hay otra.


9. Misa rociera en Lavapiés


No hace falta irse hasta Huelva para ver una misa rociera. Cada último sábado de mes a las 20:00h se celebra una misa rociera en la Parroquia de San Millán y San Cayetano situada en la calle de Embajadores de Lavapiés.

Cúpula de la Parroquia de San Millán y San Cayetano en Lavapiés.


10. Barrio de artistas


La escritora Gloria Fuertes, los arquitectos Pedro Ribera y Churriguera, el autor Tirso de Molina, el bandolero Luis Candelas, los cantantes Ana Belén y el Cigala, son algunos de los personajes conocidos que han vivido varios años de su vida en el barrio de Lavapiés.


11. Origen de El Rastro, el mercado de Lavapiés


Bajando la cuesta de la Calle Ribera de Curtidores, si nos fijamos en la parte derecha, está el edificio de Mensajeros de la Paz. Nos contaron que antiguamente esta era la zona donde se establecieron los mataderos, junto a las tenerías y curtidores de pieles, el edificio era un matadero de animales y como estos dejaban un rastro de sangre, de ahí viene el nombre de El Rastro.

Si pensamos en el origen del nombre de El Rastro y la imagen que tenemos ahora mismo de visitar el mercado más famoso de Lavapiés, crean un extraño contraste. 


12. La verja de entrada del Retiro estaba en Lavapiés


Así es, la verja de entrada al Jardín del Retiro desde la Puerta de Alcalá, llamada Puerta de la Independencia, fue la entrada principal al Casino de la Reina situado en Lavapiés. 

El Ayuntamiento de Madrid regaló el Palacio a la reina Isabel de Braganza y años más tarde se convirtió en el Museo Arqueológico Nacional, y en esta zona también estuvo la sede de la cigarrera de Lavapiés y el Instituto Cervantes. Hoy en día, es un centro social donde se imparten cursos gratuitos a las personas que estén empadronadas en su distrito. El único elemento original que queda en el palacio es la barandilla de la escalera. 

Barandilla del Casino de la Reina en Lavapiés.


13. Lavapiés es el barrio de los teatros



El barrio de Lavapiés también destaca por tener 14 teatros, de diferentes estilos y los que últimamente más de moda están, las salas de microteatro. Entre ellos: el Teatro Valle Inclán, el Teatro Pavón, el Teatro Circo Price, La Puerta Estrecha, La Tortuga, La Escalera de Jacob,…


14. Leyenda de la calle de la Cabeza en Lavapiés


Como muchas de las calles de Madrid, la calle de la Cabeza esconde una tenebrosa historia detrás. La placa que señala el nombre de la calle ya nos muestra alguna pista con la ilustración de una bandeja con una cabeza cortada.

Cuenta la leyenda que un sacerdote vivía con su criado portugués, éste por envidia decidió matar al cura y escapar con el botín. Al cabo de un tiempo, el criado volvió a Madrid convertido en caballero y compró una cabeza de carnero para cenar, pero la bolsa comenzó a sangrar. Un vecino que pasaba a su lado lo vio y le dijo que le enseñará lo que llevaba dentro. El criado tan tranquilo abrió la bolsa para mostrarle la cabeza del carnero y para su sorpresa, fue la cabeza del cura la que apareció. El hombre llamó a la policía y tras detenerle lo sentenciaron a muerte. Después de morir, la cabeza se volvió a convertir en carnero.  


15. Estatua homenaje al autor del chotis madrileño, un mexicano


Esta curiosidad está más bien relacionada con la cultura de Madrid, pero su protagonista cuenta con una estatua en la calle Sombrerete del barrio de Lavapiés. Agustín Lara, músico mexicano, fue quien compuso el famoso chotis “Madrid” que dedicó a su mujer (curiosamente) antes de conocer la ciudad.

Estatua 



¿Qué te ha parecido esta recopilación de curiosidades de Lavapiés? ¿Conoces alguna más que podamos añadir a la lista? ¡Anímate a contárnoslo! 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Home Post antiguo Home